Dame una señal

Tu recuerdo me acosa, me ensombrece, me esconde y me limita a la obscuridad de un cuarto sombrío, a cortinas cerradas, sin luz…

Recorro todos los recovecos de este corazón cansado de intentar retener cada mínimo detalle tuyo en mi memoria y en el silencio de mis días busco tu nombre pero mi voz no termina de pronunciarte cuando mi soledad ya me vuelve a recordar lo dura que resulta la existencia sin ti.

Seguiré gritando tu nombre al infinito del firmamento, con la esperanza de que me escuches desde algún lugar celestial y en un paréntesis de tu tan sublime tranquilidad  puedas concederme el deseo de tan solo una señal, tan solo la gracia de un minuto de ti en mis sueños o tu presencia real en la sonrisa de algún desconocido, en el sonido de las olas del mar o si acaso alguna palabra en cualquier cartel de la calle o por último en la carta de un menú.

Te extraño y tu ausencia es una herida abierta que no cierra y en cambio carcome mi alma, quisiera ahora despertar de este amargo sueño y dejar atrás este maldito sentimiento que me acusa de saber que pude haber hecho algo más por ti, pero es inútil, tu recuerdo esta tan presente que simplemente me anula. Te pido por favor….¡ dame una señal!

Anuncios

2 comentarios en “Dame una señal

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s